EXPORTACIÓN A TERCEROS PAÍSES. CERTIFICACIÓN DE SISTEMAS DE AUTOCONTROL

Aunque la acreditación ante los Servicios de Inspección Veterinaria del cumplimiento de los requisitos exigidos para la exportación de productos de origen animal destinados al consumo humano según el R.D. 993/2014 ha sido retrasado hasta el 1 de Marzo de 2016 , es conveniente conocer qué aspectos será necesario cumplir para la obtención del certificado veterinario oficial para la exportación a terceros países de alimentos de origen animal.

Según establece el R.D. 993/2014 aquellas empresas interesadas en exportar alimentos de origen animal o productos de origen animal a países terceros que exigen el cumplimiento de requisitos adicionales a los establecidos a nivel intracomunitario, deberán implantar y, en determinados casos, certificar, por un Organismo Independiente de Control (OIC) autorizado por la Dirección General de Sanidad de la Producción Agraria , un sistema de autocontrol específico (SAE) de forma que se asegure la trazabilidad de los productos a exportar y el cumplimiento de los requisitos sanitarios exigidos por el país tercero y establecidos en el certificado veterinario de exportación.

Recientemente el Estado Español ha publicado el “Protocolo para la Certificación de Sistemas de Autocontrol Específicos para la Exportación a Países Terceros con requisitos diferentes a los Intracomunitarios” que define cómo debe realizarse dicho proceso de certificación así como los requisitos que deben de cumplir los Organismos Independientes de Control (OIC).

En este post trataremos de ofrecer una visión general de las principales características incluidas en el Protocolo para la certificación del SAE.

  1. ALCANCE DE LA CERTIFICACIÓN DEL SAE.

El alcance de la certificación, que determinará en su momento el alcance de la auditoría, se establecerá en base a dos variables: el tipo de productos a exportar (carne, productos cárnicos, productos de la pesca, etc…) cuyas categorías se incluyen el Anexo 3 del citado protocolo y en función de los niveles de exigencia requeridos por los terceros países en su normativa.

Se han establecido tres niveles de exigencia, de menor a mayor: 1 – menor nivel de exigencia, 2- nivel de exigencia intermedio y 3- máximo nivel de exigencia, en función de hasta dónde a lo largo de la cadena de producción, obtención y elaboración del producto, debe remontarse la información a recopilar por la empresa o establecimiento productor final para garantizar el cumplimiento de los requisitos especificados por el país tercero.

Aquellos países que no exijan requisitos específicos de sanidad animal o de salud pública y que no requieran una trazabilidad más exigente que la de la UE, NIVEL 1, no requerirán la certificación del SAE para solicitar los certificados veterinarios de exportación específicos (Modelos ASE). Sin embargo, aquellos países que exigen requisitos específicos de salud pública y/o requisitos específicos de sanidad animal y cuya trazabilidad es más exigente que la de la UE, NIVEL 2 y 3, sí requerirán la certificación del SAE para solicitar los certificados veterinarios de exportación específicos (Modelos ASE).

  1. ¿QUIÉN DEBE SOLICITAR LA CERTIFICACIÓN ?.

Los establecimientos que deberán solicitar la certificación de su SAE a un Organismo independiente del Control autorizado por la D.G. de Producción Agraria son:

  • Establecimientos productores finales que deseen producir y exportar productos de origen animal destinados al consumo humano a países con requisitos diferentes a los de la Unión Europea.
  • Establecimientos que desean ser propuestos por el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente (MAGRAMA) a terceros países que exigen ser incluidos en listas de establecimientos autorizados, como requisito previo a la exportación.
  • Establecimientos homologados como proveedores directos o indirectos por establecimientos productores finales en dichos países.
  • Establecimientos productores finales o proveedores directos o indirectos que deseen la emisión de certificados veterinarios de exportación para productos de origen animal NO destinados al consumo humano, cuando así lo haya establecido el Comité de Certificación Veterinaria para la exportación.

El Protocolo establece un contenido mínimo de la solicitud de certificación que es posible consultar en su Anexo I.

  1. TIPOS DE AUDITORÍAS Y SUS CARACTERÍSTICAS ESPECÍFICAS.

SAE-Certificacion de sistemas de autocontrol para exportacion

(1) La no concesión o retirada del certificado, supone que la empresa auditada deberá solicitar el inicio de un nuevo proceso de certificación.

 

El Protocolo establece un tiempo base para la duración de las auditorías, correspondiente a 1 día hábil, que podrá aumentar o disminuir en base a una serie de factores y un tiempo para la elaboración del informe.

El cumplimiento de los requisitos verificados durante la auditoría, se cuantificará, según el citado protocolo y en función de ellos se determinará el resultado de la auditoría (satisfactorio e insatisfactorio).

  • NA- No aplica.
  • C- Requisito conforme a lo establecido.
  • NC- Requisito no conforme a lo establecido. Las no conformidades podrán ser de tres tipos: muy graves, graves y leves.

Para que un establecimiento obtenga, mantenga o renueve el certificado (resultado satisfactorio) de su SAE, debe de cumplirse:

  • No haberse detectado una No Conformidad Muy Grave.
  • Se detectan No Conformidades Graves, solucionadas por un Plan de Acciones Correctivas cuyo cierre de las mismas debe de ser documentado o, si fuera necesario, verificado mediante una nueva auditoría “in situ”.
  • Se detectan No Conformidades Leves. El establecimiento ha presentado un Plan de Acciones Correctivas detallando: causas, acciones correctivas, responsables y plazo de implantación.

Trataremos los requisitos específicos a cumplir por las entidades que soliciten la exportación en próximas entradas en el blog, si desean leer en profundidad el protocolo podéis encontrarlo en Protocolo_Auditorias_SAE cheap cialis pills.